Mutualidad-Abogacia

Fundación Mutualidad Abogacía desarrolla un recomendador de ahorro

Se trata del primer recomendador de ahorro a largo plazo con variables del comportamiento

El Observatorio del Ahorro Familiar de la Fundación Mutualidad Abogacía y la Fundación Instituto de Empresa han organizado, con motivo del Día de la Educación Financiera un panel virtual con expertos del Banco de España, UNESPA, Universidad de Valencia, el Instituto de Empresa y Mutualidad de la Abogacía en el que se reflexionaron, desde distintas perspectivas, acerca de la importancia y los desafíos de la educación financiera y se llegó a la conclusión de que, en España, la educación financiera sigue siendo una asignatura pendiente.

Durante el evento tuvo lugar la presentación del estudio sobre el ahorro en el sector de la abogacía, liderado por UMMICS y Universitat de Valencia y validado en el laboratorio LINEEX, “Recomendador de ahorro a largo plazo basado en variables del comportamiento”, desarrollado por la Escuela de Pensamiento Fundación Mutualidad Abogacía y coordinado por José Miguel Rodríguez-Pardo, presidente de la Escuela. El recomendador de ahorro a largo plazo es un modelo actuarial donde las variables de referencia vienen definidas por las preferencias sobre riesgo, incertidumbre y oportunidad del inversor.

Según afirmó Penélope Hernández, catedrática de la Universidad de Valencia y directora del LINEEX, “Queríamos conocer el comportamiento real de los participantes, por eso nuestras conclusiones se basan en dos tipos de encuesta: una clásica basada en decisiones hipotéticas no vinculantes, y otra experimental basada en decisiones reales con respuestas vinculantes”. En el estudio se toma una muestra de 2640 trabajadores vinculados con el sector de la abogacía y repartidos por todo el territorio nacional. Se identifican sus características sociodemográficas, socioeconómicas y se compara su conocimiento financiero frente a la población general y universitaria, testando su formación en esta materia.

El estudio concluye que las variables de comportamiento  (intolerancia a la ambigüedad, preferencias temporales y aversión al riesgo) deben incorporarse en los sistemas de recomendación financiero-actuarial para mejor satisfacer las preferencias de estos inversores. Hernández remarcó que, “Según los datos obtenidos, los abogados participantes de la muestra tenían un amplio conocimiento sobre finanzas, conocían todas las variables que se les planteaban y sus decisiones hipotéticas eran óptimas”.

En España, aproximadamente el 50% de la población no tiene conocimientos financieros para la toma de decisiones eficientes y, pese a que hoy hay más información que nunca, los jóvenes tienen un menor conocimiento financiero que los que conforman la generación del ‘Baby boom”. Laura Núñez, directora del Observatorio del ahorro familiar.

MÁS NOTICIAS

Suscríbete a nuestra newsletter

Fundación Mutualidad Abogacía desarrolla un recomendador de ahorro

MÁS NOTICIAS

Suscríbete a nuestra newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter