Título

La DGSFP se prepara para ser un órgano independiente

Presentación del Informe
La DGSFP está analizando toda su estrategia de cara a convertirse en un órgano independiente del Gobierno, políticas de actuación que se verán reflejadas en un Plan Estratégico.
Redacción
01 de Marzo de 2018, 08:30CET

Así lo desveló ayer el titular de la DGSFP, Sergio Álvarez, en la presentación del informe Regímenes de regulación de solvencia en Seguros elaborado por el Servicio de Estudios de Mapfre. Según sus palabras, este Plan será presentado en primavera y recoge las inquietudes del supervisor de cara a convertirse en una Autoridad Independiente, como la necesidad de que su dirección sea un órgano colegiado y no personalista como es ahora, o su encaje en los supervisores europeos.

Además, volvió a criticar la trasposición de Solvencia II en las entidades en el ámbito de gobernanza, donde ve un cumplimiento meramente formal por parte de las compañías, sin que los principios de la Directiva hayan calado en sus órganos de dirección.

Informe

Manuel Aguilera, director general del Servicio de Estudios de Mapfre, presentó las líneas maestras del informe “Regímenes de regulación de solvencia en seguros”, que pone de manifiesto que en los años recientes, y más claramente a partir de las últimas crisis financieras, se ha manifestado un proceso de convergencia progresivo y asimétrico a nivel mundial hacia regulaciones basadas en riesgos (del tipo Solvencia II).

El análisis sostiene que el avance hacia regulaciones basadas en riesgos constituye un elemento que puede estimular el crecimiento de la oferta y, por ende, un aumento de la participación del seguro en la economía, en la medida en que permite una más eficiente asignación del capital, y crea incentivos para una gestión más profesional de las entidades aseguradoras basada en consideraciones y parámetros de naturaleza técnica.

También se incide en la existencia de precondiciones institucionales y de mercado que condicionan la velocidad y la posibilidad de avance ulterior de este tipo de modelos regulatorios en los diferentes mercados.  Entre esos requisitos, el Servicio de Estudios detecta los siguientes:

-       -Información estadística que permita la modelización de sus riesgos.

-       -Profesionales con formación, conocimiento y capacidades para realizar las labores de modelización de riesgos.

-       -Mercados financieros eficientes que permitan un proceso de gestión entre activos y pasivos.

-       -Un marco normativo que no establezca limitaciones a la adquisición de activos financieros.

-     -Ausencia de barreras legales para la realización de operaciones de reaseguro de tal forma que sea posible realizar la adecuada dispersión y mitigación de riesgos técnicos.

-      -Desarrollo de una cultura organizativa y empresarial, de forma tal que los consejos de administración estén en condiciones de asumir un papel rector en el proceso de gestión de los riesgos de las entidades.

-       -Inexistencia de limitaciones legales para que las entidades puedan efectuar ajustes en la tarificación de sus productos.

-       -Mecanismos de valoración que permitan el funcionamiento del mecanismo de disciplina de mercado.

Evolución asimétrica

En el estudio se analiza el estado de avance y las complejidades asociadas a este proceso de convergencia regulatoria en grandes mercados maduros (como EE.UU. y la eurozona), así como en mercados emergentes (Latinoamérica y Asia-Pacífico), así como el esfuerzo que realiza la Asociación Internacional de Supervisores de Seguros (IAIS) en la elaboración de marcos armonizados para la supervisión de grandes grupos internacionales.

La evolución de la normativa de regulación en el sector asegurador se ha venido realizando de forma progresiva y asimétrica por países y regiones. El primer paso para impulsar la armonización de los requerimientos de solvencia fue dado en el mercado asegurador de la Comunidad Económica Europa en la década de los setenta con la creación de Solvencia I; esquema respecto del cual en el año 2016 la Unión Europea dio un paso definitivo con la entrada en vigor Solvencia II. Lo mismo ocurrió en EE.UU. con la creación del sistema de capital basado en riesgo (Risk-Based Capital, RCB) al inicio de los noventa, que actualmente se encuentra en revisión a través de la Iniciativa de Modernización de Solvencia (SMI).

La adopción de los modelos tipo Solvencia I y RBC constituyeron una referencia en el avance regulatorio en otros mercados aseguradores del mundo, en especial en los emergentes.

En América Latina –a excepción de México o Brasil, más avanzados en el proceso de ajuste regulatorio- el informe indica que existe camino por recorrer

para la implantación de modelos de cálculo del capital de solvencia regulatorio basado en riesgos, especialmente por lo que se refiere al pilar de los  requerimientos cuantitativos.

En Asia-Pacífico, se hace referencia a Australia y Japón, mercados aseguradores maduros y desarrollados, como los que presentan un mayor grado de avance en sus regulaciones.

Con todo, se recuerda que los modelos regulatorios basados en riesgos entrañan mayor complejidad, ya que exigen la existencia y desarrollo de nueva infraestructura institucional y de mercado y, por ende, implican procesos prolongados de diseño, implementación e internalización.