Las averías son para el verano

Las averías son para el verano

En los meses más calurosos del año son recurrentes siniestros como las averías de electrodomésticos en el hogar o baterías y neumáticos en carretera.

Según el Observatorio de Siniestros de Asitur, el 42,8% de las asistencias en el hogar atendidas por la compañía en verano corresponde a daños por agua, seguidas por los daños eléctricos (12%) y rotura de cristales (10,3%). En cuanto a los servicios más demandados, son bricohogar (48,2%), envío de profesionales (28,6%) y cerrajería urgente (8,7%).

Daños por agua, a la cabeza en Hogar

“Estamos ante una situación un poco diferente de lo habitual, por un lado está la caída de siniestralidad durante los meses de confinamiento que fue superior al 50% en algunas semanas, y por otro lado el incremento que estamos viendo desde la segunda quincena de mayo en adelante, donde estamos asistiendo a un incremento del volumen de siniestros declarados especialmente por esa siniestralidad latente no declarada durante el confinamiento que ha aflorado con el fin del parón obligado”, destaca por su parte Borja Díaz, CEO España de Multiasistencia.

“Durante todo ese periodo pasado, y por extensión lo que esperamos para los próximos meses como fiel reflejo de esa continuidad, han predominado los siniestros de daños por agua principalmente y todos los relacionados con electrodomésticos y calderas. El sobreuso al que hemos sometido a nuestros hogares durante la pandemia es el origen de un gran número de estos daños que en ocasiones han tenido que prestarse con carácter de urgencia para poder garantizar la rutina de las familias en sus hogares. En el lado contrario están los siniestros de cerrajería, que han sido los que han bajado en estos meses al reducirse el número de robos. Igualmente, con la llegada del verano y los movimientos a segundas residencias se espera un incremento fuerte de la siniestralidad en las próximas semanas”, augura.

El cuidado de los electrodomésticos

“En estas fechas los servicios más demandados son los relacionados con electrodomésticos, el aire acondicionado ahora que las temperaturas van al alza”, apunta Ricardo Gomar, director comercial de Iris Assistance. También estamos viendo un incremento importante de servicios de asistencia en la segunda vivienda. En este periodo vacacional, las familias viajan a sus segundas viviendas y es cuando encuentran algunas deficiencias o problemas que necesitan solucionar”, explica.

En este punto, el comparador de seguros de Hogar acierto.com indica que “la sobreutilización de aparatos que nos hacen la vida más fácil y confortable en estos días de sofoco” es la principal causa del aumento de las averías de electrodomésticos en verano. “Es imprescindible saber qué potencia se tiene contratada con la compañía eléctrica, pues con una de 3300 kW (la media española) pueden darse sobrecargas que afecten a los electrodomésticos. En horas de máxima necesidad, en las que es usual tener encendidos varios aparatos a la vez, los cortes de luz son más frecuentes y estos pueden tener consecuencias fatales para los aparatos”. 

Acierto.com recomienda, para evitar contratiempos, “realizar un exhaustivo saneamiento de los filtros y compartimentos interiores del aparato de aire acondicionado”, así como evitar abrir muy a menudo el frigorífico. “Esta reiteración es uno de los principales problemas para la conservación del frío en el interior del electrodoméstico. El termostato -que además estará expuesto al grado más bajo de su capacidad- sufre en este periodo estival una carga alta de trabajo, pues las repetidas aperturas provocan cambios en la temperatura interior que deben ser regulados para conservar los alimentos correctamente”, señala.

Reparación in situ

En cuanto al ramo de Asistencia en Carretera, el Observatorio de Asitur destaca como percances más habituales en verano los problemas en las baterías de los vehículos y las averías en el motor y en los neumáticos.

En esta línea, Mireia Arenas, directora de Asistencia en Viaje y Vehículo de Sustitución de ARAG, apunta que, en estas fechas, “los siniestros más frecuentes son aquellos que se pueden reparar in situ, tales como baterías y neumáticos, quizás por tratarse de uno de los parques automovilísticos más antiguos de los principales mercados de Europa, si bien con perspectiva de mejora. El 65% de los casos que tratamos en ARAG el verano del 2019 trataban sobre las siguientes averías: pinchazos, baterías, fallo del sistema eléctrico y transmisión”, detalla.

Luis Muñoz Fernández, director comercial de RACE, indica que “siguen siendo los percances de la familia de ‘avería de motor’ (fundamentalmente el percance ‘se ha parado’) los que mayor peso tienen, incluso su porcentaje aumenta en casi un punto en verano respecto al resto del año. También crecen cerca de un punto los percances de la familia ‘avería de refrigeración’. La equivocación de combustible representa el 0,7% de nuestros percances; aunque su volumen es muy pequeño sí que es cierto que en verano crece levemente respecto al resto del año. ‘Avería de motor’ representa un 28,06% del total de averías, ‘averías eléctricas’ un 25,68% y ‘avería de neumáticos’ un 15,89%, enumera.


2020, un verano en vehículo propio

Hay que tener en cuenta que el verano 2020 es muy diferente a los anteriores, debido a los estragos que ha causado la Covid-19. Los expertos coinciden en vaticinar que, este año, se va a usar más el vehículo propio para los desplazamientos, y estos serán más de ámbito nacional.

“Contamos con que se va a producir un mayor uso de coche propio y que los movimientos serán a nivel nacional”, apunta Luis Muñoz Fernández, director comercial de RACE en este sentido. “Lo hemos comprobado en este mes de junio, comparado con los casos que tuvimos en España en el 2019, que este mes de 2020 ha crecido 6 puntos en detrimento de los casos en el extranjero. Hemos mantenido nuestra previsión original de llamadas para este verano, aumentado un 2% reforzando sobre todo los fines de semana. Contamos con más movimientos a nivel nacional y desplazamientos cortos. Además, cabe señalar que el fin del Estado de Alarma, el domingo 21 de marzo, supuso respecto al domingo anterior un aumento de casi el 30% en el volumen de llamadas in”, detalla.

“Este verano tenemos claro que el uso del vehículo propio será mucho mayor que el resto de los años”, coincide Mireia Arenas, directora de Asistencia en viaje y Vehículo de Sustitución de ARAG. “De hecho, durante el mes de junio ya hemos notado este incremento. Por otro lado, también creemos que aumentarán las asistencias tanto de los vehículos de alquiler como de las caravanas”, augura.

La opinión de los expertos:
Más contenidos del Especial:

MÁS NOTICIAS

Suscríbete a nuestra newsletter

Las averías son para el verano

Las averías son para el verano

MÁS NOTICIAS

Suscríbete a nuestra newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter