El 8,91% de la franja costera peninsular y Baleares, en la lámina de inundación con periodo de retorno de 500 años

En los próximos años, 977.000 personas podrían verse afectadas por inundaciones en las costas españolas, una cifra estimada para un periodo de recurrencia de 500 años y que triplica la que posible para diez años (328 mil personas). Si se desgrana este dato global por puntos geográficos, Comunidad Valenciana, Cataluña y Andalucía serían las más afectadas en ese periodo de 500 años (380 mil, 190 mil y 130 mil habitantes afectados, respectivamente).

Es más, ninguna provincia costera del Mediterráneo o Atlántico Sur puede considerar que su exposición al riesgo de inundación sea “reducido” en términos de extensión de superficie antrópica afectada. Solo las provincias costeras gallegas pueden “presumir” de tener una baja exposición superficial de las superficies artificiales a las inundaciones, para las láminas con los diferentes periodos de retorno. Así lo ha explicado Raúl Estévez, director de proyectos del Observatorio de Sostenibilidad, quien ha sido uno de los encargados de presentar el estudio ‘Población en riesgo de Inundación en España en la franja de los primeros 10 Kilómetros de costa’ realizado por dicho Observatorio en colaboración con el Consejo General de los Colegios de Mediadores de Seguros.

Superficie afectada

En toda España, para la lámina de 500 años, unas 27.000 hectáreas de superficies artificiales podrían sufrir algún daño por las aguas (7.100 has para la de 10 años y 20.386 para la de 100 años). En porcentajes: El 2,35% de la franja costera de la España peninsular y Baleares se encuentra en la lámina de inundación con periodo de retorno de 10 años. Mientras, en la de 500 años la cifra alcanza el 8,91%. Si separamos los datos, el 2,56% de dicha superficie de la costa cálida (Mediterráneo y Atlántico sur) y el 1,79% de la costa norte; para los 10 años, y el 10,47% y el 4,63%, respectivamente para los 500 años.

Al igual que ocurre en número de personas afectas, Valencia también es la provincia con mayor riesgo de impacto sobre las superficies artificiales en términos porcentuales. Está en el primer puesto en términos relativos para las láminas de 100 y 500 años, y en el tercero para 10 años.

En cuanto a afección en superficies absolutas, las provincias más afectadas son Valencia, Barcelona, Alicante, Málaga y Tarragona. Pero de nuevo, el tramo con mayor acumulación de riesgo sobre las áreas urbanizadas costeras se extiende entre el sur de la ciudad de Valencia y el Cabo de la Nao, con más de 1.500 hectáreas de superficie artificial situadas sobre láminas de inundación en un tramo de costa de unos 100 km.

Zonas de alta exposición o hot-spot

Se diferencian hasta 14 áreas en la costa con un elevado riesgo de inundación a áreas artificiales; sin embargo, son la Costa de Marina Alta (Alicante), Palma de Mallorca (Baleares) y Bajo Guadalhorce (Málaga) las registran una mayor superficie afectada en la lámina de 500 años: 1.107, 882 y 785 hectáreas, respectivamente.

Cómo afrontar la situación

Teniendo en la mano estos datos, Fernando Prieto, director del Observatorio de Sostenibilidad, ha planteado las medidas a tomar y sin dudarlo, ha señalado, que la transmisión de la información a la población afectada por el riesgo es imprescindible. “No se trata de ser alarmista, sino de saber que vives en una zona inundable y conocer cuál el riesgo exacto que se da en cada una propiedad y vivienda”, ha remarcado.

Junto con esta medida, Prieto ha señalado la necesidad de llevar a cabo una retracción de la superficie urbanizada, sobre todo en áreas urbanizadas ilegal o irregularmente, y la revisión de planes de urbanización ya aprobados para evitar situar en zonas inundables, infraestructuras críticas, entre otras iniciativas recopiladas en el informe.

Qué papel juega el sector asegurador

“Estamos hablando de realidades, no de futuro”, por tanto, como ha señalado Javier Barberá, presidente de la Escuela de Negocios de Seguros CECAS, este aumento de la siniestralidad “impactará en el precio final de la prima, pero como ya lo hace en otros ramos […]. No hay que preocuparse en demasía porque algunas zonas inundables se puedan quedan en descobertura, si no porque las pólizas estén bien hechas, intervenidas y mediadas”.

MÁS NOTICIAS

Suscríbete a nuestra newsletter

El 8,91% de la franja costera peninsular y Baleares, en la lámina de inundación con periodo de retorno de 500 años

MÁS NOTICIAS

Suscríbete a nuestra newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter