Los españoles piden prestado 700 euros más para pagar sus deudas, según Intrum

Los españoles piden prestado 700 euros más para pagar sus deudas, según Intrum

Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on linkedin

El 26% de los españoles afirma, según el Informe Europeo de Pagos de Consumidores de Intrum, haber agotado el crédito de su tarjeta en el último semestre, seis puntos más que la media europea (20%).

A ello se une que, según el Banco de España, la tasa de ahorro de los hogares del país, es decir, la renta menos el consumo, ha marcado su mínimo histórico al cerrar 2018 en el 4,9% de su renta disponible, la más baja desde el inicio de la serie.

Ante esta situación, en los últimos 6 meses, los hogares españoles han pedido prestado 2.401 euros de media para abonar recibos pendientes, según muestra el informe de Intrum. Esta cifra, que no tiene en cuenta los pagos de la hipoteca, supone unos 700 euros más que el año anterior.

España, de acuerdo con estos datos, se sitúa entre los países que más ha recurrido a la financiación para afrontar los pagos corrientes en el último semestre, al mismo nivel que Rumanía (26%) y por debajo de países como Irlanda (27%) o Letonia y Polonia, donde el 28% de los encuestados asegura haber llegado a fin de mes gracias a su tarjeta de crédito o financiación externa. En el extremo opuesto se encuentra Estonia, un país en el que sólo el 12% de su población realiza la misma afirmación, seguido de Hungría y Países Bajos (13%).

¿Quién presta el dinero a los españoles?

En el último año, 1 de cada 4 encuestados (25%) reconoce haber prestado dinero para ayudar a un tercero a afrontar sus facturas. Mientras el 17% asegura que dio ese dinero sin esperar su devolución.

La relación que se mantiene con esas personas es clave para decidir si prestar o no la cantidad demandada. De hecho, el 35% de los encuestados mantenía una relación de amistad con esas personas, mientras que 7 de cada 10 (73%) ha facilitado dinero a sus familiares para permitirle afrontar sus facturas, siete puntos menos que el promedio europeo (80%).

¿Qué facturas no pueden afrontar?

Al analizar las facturas para las que se facilita ese dinero, existen diferencias entre los distintos países europeos. Aunque en España las primeras posiciones las ocupan los recibos de gas, agua y electricidad (23%), el pago del alquiler (21%) o la cancelación de deudas pendientes (18%), le siguen facturas menos relevantes como las multas de tráfico o el teléfono móvil. Dos recibos en los que se aprecian notables diferencias con el promedio europeo.

Así, mientras que en España un 10% de los encuestados facilita dinero a sus familiares y amigos para pagar las multas de tráfico, el promedio europeo reduce este porcentaje a la mitad (5%).

Situación inversa ocurre con el pago del teléfono móvil, el quinto recibo para el que más dinero se presta en España (10%), frente al 13% de la media europea.