Prevención del blanqueo de capitales:

Prevención del blanqueo de capitales: “mayor control y atención, así como la creación de un nuevo supervisor en el ámbito europeo”

“Aunque la prevención [del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo] tiene costes, produce un efecto reputacional en el sector”, es más, en España, “el nivel de cumplimiento de las sociedades es sustancial”. Así comenzaba Juan Manuel Vega, director del SEPBLAC, en la jornada sobre prevención del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo, celebrada el pasado jueves y organizada por el Centro de Estudios Financieros (CEF.-) y Lefebvre.

No obstante, su intervención, se centró en explicar los objetivos de un buen sistema de control interno: gestionar los riesgos adecuadamente, mediante un buen análisis; prevenir el delito, y mejorar la calidad de la comunicación. A lo que Vega añadió que “en España tenemos un sistema robusto pero es necesario realizar un análisis global y evitar la criminalidad financiera; que no solo se detecten los casos sino que los expulsen”.

A continuación, Raquel Cabeza Pérez, directora de PWC, expuso las novedades legislativas en materia de prevención del blanqueo de capitales, incluyendo la adaptación a la quinta directiva, y ha señalado que “el camino a seguir es un mayor control y atención, así como la creación de un nuevo supervisor en el ámbito europeo, que debería controlar la actividad crossborder”. A lo que añadió: “Hay que tender a una mayor armonización y supervisión. En España tenemos un buen nivel, pero para otros países supone un cambio de cultura importante por la aparición de sanciones”.

Por su parte, José Manuel de Alarcón Estella, inspector de Hacienda y jefe de la ONIF, se ha referido al papel de las nuevas tecnologías, como las criptomonedas y el blockchain, y su utilización como instrumentos de fraude y blanqueo de capitales. “La única ventaja que aporta el bitcoin respecto al euro o monedas tradicionales es que es anónima, por eso las novedades normativas van encaminadas a evitar ese anonimato”. Además, ha explicado que este anonimato también puede suponer una desventaja, al no poder justificar una titularidad, pérdida o ganancia, ante Hacienda, y ha recordado que la rapidez en la detección del fraude es fundamental para reducir su alcance.

Tras el descanso, Ignacio Alberich Medina, analista del Órgano Centralizado de Blanqueo de Capitales del Notariado, habló sobre las bases de datos de titularidad real y Luis Rubí Blanc, socio director en Rubí Blanc Abogados, expuso las nuevas obligaciones registrales, en relación a los profesionales, sociedades mercantiles e instrumentos de patrimonio, así como a la problemática de los prestadores de servicios a sociedades como sujetos obligados.

Como cierre a la jornada, Francisco José López, socio director de Apreblanc Asesores, expuso los últimos cambios normativos y las implicaciones prácticas en los sujetos obligados.