Las mascotas exóticas, un reto para el seguro

El crecimiento del mercado, legal e ilegal, de los animales de compañía exóticos obliga a las aseguradoras a adaptar sus pólizas específicas para mascotas.

Editar noticia  Redacción

El Consejo de Ministros ha aprobado recientemente una actualización del Catálogo español de especies exóticas invasoras’ para incluir animales como el cerdo vietnamita, el varano de la sabana, la pitón real y la tortuga de la península. Las especies incluidas en dicho catálogo tienen prohibida su posesión, transporte, tráfico o comercio de ejemplares vivos, además de establecerse controles para su tenencia. De esta forma, no se puede adquirir un ejemplar de estos animales y, en caso de que ya se tenga uno, hay que comunicarlo ante las autoridades y someter su tenencia a diversos controles, ya que pueden poner en riesgo la biodiversidad autóctona y suponer un peligro tanto sanitario como medioambiental. Concretamente, la ley define como especie invasora “aquella que se introduce o establece en un ecosistema o hábitat natural o seminatural y que es un agente de cambio y amenaza para la diversidad biológica nativa, ya sea por su comportamiento invasor, o por el riesgo de contaminación genética”.

El caso del cerdo vietnamita

El del cerdo vietnamita es un caso paradigmático. En 2016, un informe del Comité Científico del Ministerio de Medio Ambiente alertó de la proliferación de ejemplares de esta especie en el ámbito silvestre, debido fundamentalmente al abandono o extravío de estos animales y su consiguiente afectación a los ecosistemas locales. Ya en 2007 se registraron 40 observaciones de cerdos vietnamitas, y todo apunta a que su población silvestre se sigue expandiendo, gracias a su hibridación o cruce con especies autóctonas como el jabalí, dando lugar a crías que también son un peligro sanitario y medioambiental que, además, podrían agudizar los problemas de sobrepoblación de jabalíes en muchas regiones.

El Comité Científico también ha advertido de la necesidad de regular la población de especies de reptiles exóticos, como el varano de la sabana, la pitón real y la tortuga de la península, cuya presencia en nuestro medio natural podría afectar la cadena trófica y poner en riesgo a varias especies autóctonas.

Cada vez más especies

Y es que, de un tiempo a esta parte, el mercado de los animales de compañía se ha ampliado y diversificado para responder a la demanda de animales que hasta hace poco tiempo no estábamos acostumbrados a ver. Quedan lejos los tiempos en los que no existían otras mascotas que los perros y gatos, y los hámsters eran considerados una rareza. Actualmente, de los 20 millones de animales de compañía que hay registrados en España, más de 5 millones son perros y más de 2 millones son gatos. También hay más de 5 millones de pájaros, casi 4 millones de peces y 2 millones integrados dentro de la categoría de otros animales, que incluye reptiles, roedores, hurones y tortugas acuáticas, entre otros. Las modas y el gusto por la novedad de los amantes de los animales hacen que el de las mascotas exóticas sea un mercado en crecimiento, tanto en su vertiente perfectamente legal como también el tráfico ilegal de especies.

El seguro se adapta

En lo que toca al seguro, “en este ámbito se cruzan diferentes normativas”, contextualiza Begoña Díaz-Meco, directora del Área de Seguros Particulares y Negocios de SegurCaixa Adeslas. “Por un lado, la que afecta a la posesión de determinados animales exóticos. Las aseguradoras, como es lógico, no podemos asegurar un animal que es ‘ilegal’ poseer. En el caso de animales asegurables, efectivamente pueden causar daños a terceros, tanto personales como materiales, y un seguro salvaguarda el patrimonio de los propietarios de perros y gatos ante una eventualidad de este tipo”.

Para Daniel Sanz , subdirector de Desarrollo de Negocio de Patrimoniales de Mapfre, “indudablemente, la tenencia de cualquier tipo de mascota conlleva una serie de riesgos, para ello Mapfre dispone en su portfolio de un seguro de animales exóticos con coberturas específicas para este tipo de animales”.

“Tener mascotas, sean animales exóticos o no, supone una gran responsabilidad”, sentencia Jose Ponce, director asistencial de Dentycard. “La persona que adquiere una mascota se compromete a ofrecer las mejores condiciones de espacio, alimentación y bienestar para el animal. En el caso de las especies clasificadas como exóticas, hay un mayor nivel de exigencia en su mantenimiento, desde el punto de vista del profesional veterinario como desde el legislador, así que contar con un seguro adecuado es la clave para disfrutar de la mascota con tranquilidad”, opina.

MÁS NOTICIAS

Actualidad

Das Seguros aclara dudas legales respecto a las pagas extraordinarias

Recibir dos pagas extraordinarias al año o prorratear las pagas extras en las doce mensualidades. …

Actualidad

La matriculación de motocicletas sube un 19,2% en el primer trimestre en Europa

La matriculación de nuevas motocicletas en Europa creció un 19,2% durante los tres primeros meses …

Actualidad

Hiscox abre su plataforma de formación en ciberseguridad a mediadores

Hiscox acaba de anunciar que amplia a corredores el acceso a su plataforma online de …