Título

¿Podrá la nueva AAI de Seguros y Pensiones contratar a su propio personal?

Ministerio de Economía y Competitividad
Cedida
Todavía quedan muchas dudas sobre cómo será la estructura y funcionamiento de la nueva Autoridad Administrativa Independiente de Seguros y Fondos de Pensiones que sustituirá a la DGSFP.
Rafael Sierra
11 de Abril de 2017, 08:15CEST

Precisamente una de las cuestiones que genera más dudas es el grado real de independencia que tendrá el nuevo departamento, que hasta ahora dependía del Ministerio de Economía y Competitividad para todas las cuestiones presupuestarias, de estructura y de recursos humanos.

La Asociación Profesional de Inspectores de Seguros del Estado (Apise) ya ha pedido que la nueva Autoridad esté dotada de medios adecuados y que sus procedimientos de designación de los órganos de gobierno seantrasparentes, y sometidos a un proceso de información pública”.

Este es uno de los puntos clave que faltan por desvelar: ¿Podrá la nueva AAI de Seguros nombrar a su propio personal o estas decisiones seguirán vinculadas a la Secretaría de Estado de Economía? No se trata de una duda que afecte sólo a este nuevo departamento, ya que en la CNMV, que sufrirá un cambio importante con la remodelación de los supervisores, también aspira a poder nombrar a su propio equipo sin injerencias políticas.

El modelo deseado, tanto para el nuevo supervisor financiero como para el asegurador, es el Banco de España, que está dotado de amplia autonomía para decidir sus contrataciones de profesionales y otros aspectos referentes a su estructura. La clave para decidir las contrataciones en las nuevas Agencias está en que se financiarán con cargo a las entidades que operan en el sector, lo que puede dejarles margen para dedicar una parte del presupuesto a nuevas contrataciones. Hay que recordar por ejemplo, que la CNMV ya se financia con cargo a las entidades y tiene un superávit en sus cuentas.

En seguros, Unespa y las principales entidades del sector ya han mostrado su predisposición a financiar la nueva AAI de Seguros, donde las carencias de personal han sido denunciadas repetidamente por Apise, ante el enorme aumento de trabajo de supervisión que supone Solvencia II y otras normas como la futura Ley de Distribución de Seguros.

Además, hay que recordar que la AAI de Seguros perderá una buena parte de los actuales efectivos de la DGSFP, que cuenta actualmente con 180 profesionales, 90 de ellos inspectores de seguros. De ellos, unos 20 pasarían a la nueva dirección de regulación dependiente del Ministerio de Economía y Competitividad y otros 30 irían al nuevo organismo de reclamaciones financieras, con lo que la nueva dirección dedicada únicamente a supervisión contaría únicamente con 130 profesionales, un 28% menos que ahora.

¿Antes del verano?

Otra incógnita es el calendario para el arranque del nuevo supervisor de seguros. Según se ha avanzado desde medios oficiales, la intención del Gobierno es que los nuevos supervisores comiencen a operar antes del verano, pero diversas fuentes del mercado consultadas por ADN del Seguro creen que eso es prácticamente imposible.

En primer lugar, la absoluta prioridad del Gobierno en estos momentos está centrada en la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado, que tienen por delante el trámite parlamentario.

En segundo lugar, la fragmentación política actual impide una tramitación de normas rápida. A pesar de que la aprobación de los nuevos supervisores cuenta con el apoyo e impulso de Ciudadanos, el visto bueno necesitará del consenso de algún otro partido, lo que seguramente dé lugar a largas negociaciones, por lo que lo más probable es que las nuevas Autoridades Independientes no vean la luz hasta después del verano.